Coagulantes y decolorantes

Nuestros coagulantes

Coagulantes sintético-minerales y orgánicos

Suministramos una gama de productos de la más alta calidad, mucho más ventajosos y respetuosos con el medio ambiente que los usados tradicionalmente: sales de aluminio (Policloruro de aluminio y Sulfato de aluminio) y hierro (Cloruro férrico/ferroso y Sulfato férrico/ferroso).

Se trata de los coagulantes sintético-minerales y orgánicos, y éstas son sus ventajas respecto a los tradicionales:

  • Son productos no corrosivos, al contrario de los tradicionales que están compuestos a base de sales (hierro/aluminio), las cuales tienen un alto grado de corrosividad y reducen la vida útil de los accesorios de la planta (agitadores, bombas, partes metálicas de la instalación, etc.).
  • Son productos neutros. Evitan pues la dosificación de productos neutralizantes como la Cal o el Hidróxido de sodio, con los cuales se trataría de compensar el consumo de alcalinidad por efecto del coagulante.
  • Se reduce la generación de lodos debido a la no formación de Hidróxidos insolubles.
  • No aportan conductividad a las aguas debido a las propias características del producto, y también porque se evita la necesidad de utilizar productos que neutralicen el efecto del coagulante.
  • Como se genera mucho menos lodo, el coste de explotación global de la planta disminuye considerablemente.
  • No aportan cloruros a las aguas.
  • No aportan carga inorgánica a los fangos, evitando pues la mineralización del fango biológico cuando éstos deben ser recirculados.
  • Más seguridad para el personal que haya de manipularlos, puesto que se trata de productos no corrosivos y, con lo cual, exentos de la normativa ADR.
  • Menos trabajo manipulando los productos, ya que son productos que requieren menos dosificación que los tradicionales.

¿Para qué sirven los coagulantes?

El agua, tanto en su forma natural como en su forma residual, contiene pequeñas partículas en suspensión llamadas coloides que, debido a sus características electroestáticas de repulsión por carga, se repelen entre sí. Ello imposibilita que se separen del medio.

El tratamiento de coagulación en aguas residuales, consiste en aplicar productos químicos coagulantes para facilitar la aglomeración de los coloides en partículas agregadas de mayor tamaño. Así, después podrán ser eliminadas de las aguas con mayor facilidad.

Este tipo de tratamiento de aguas suele llevarse a cabo para eliminar sólidos en suspensión, grasas animales, aceites, color, proteínas, hidratos de carbono (almidones), metales pesados, etc. Muchas veces se aplica un tratamiento con coagulantes y floculantes.

Nuestros decolorantes

Decolorantes de alta remoción

Generalmente, los compuestos químicos que más color transfieren a las aguas son los compuestos minerales (de fácil eliminación con el uso de coagulantes) y los compuestos orgánicos (solubles en algunos casos y de difícil eliminación).

Por ello hemos desarrollado una línea de decolorantes de alta remoción del color soluble remanente, en función del tipo de coloración de las aguas.

¿Para qué sirven los decolorantes?

Los colorantes son los compuestos contaminantes que provocan el mayor impacto visual en las aguas, pudiendo conllevar agravios medioambientales y las consecuentes multas para la empresa.

Los decolorantes sirven para eliminar el color remanente, siendo muy utilizados en la industria textil, la del curtido, la del papel, etc.

¿Necesitas un producto a tu medida exacta?

Si las necesidades de tu empresa son especiales, nuestro laboratorio de I+D formulará un coagulante o un decolorante a medida, así como cualquier otro producto químico para tratamiento de aguas que pudiera llegar a necesitar.